Publicistas extraviados

Publicistas extraviados

Ya sé que no eres racista pero igual a veces se te puede salir la bestia que todos llevamos dentro.  A continuación algunos tips para que no te salga un spot con tufillo racista ni por accidente.

1) Estudia, revisa tus viejas separatas de problemática nacional, procesos interculturales, sociedad y medios. Es un método barato para no jodexxx una campaña publicitaria de miles de dólares.

2) Si el método anterior te parece demasiado heavy entonces diversifica tu staff de colaboradores pon en tu equipo un amiguito o conocido que viva fuera de Lima moderna esto te podrá dar  una mirada de las otras Limas. Si no sabes que hay otras Limas revisa algún libro de Rolando Arellano. No sabes quién es Arellano, entonces vuelve al tip1.

3) Si no tienes nada agradable que decir de un determinado grupo étnico (es la forma políticamente correcta decir negro o indio) o de alguna minoría sexual (homosexuales, lesbianas, trans), no digas nada y trata de ser creativo con los grupos que conoces.

4) Ve publicidad anglosajona, spots que hayan ganado los leones de oro y plata. En Gringolandia son muy cuidadosos con la forma de representación de las minorías o ve al cine y cambia tu entrada de La monja por infiltrados del Kukluxklan. Ahí el maestro Spike Lee nos ofrece una clase de como tratar y respetar a la gente linda, a la gente negra. La última escena va dedicada con amor a los publicistas de nuestra querida Saga.

Hasta nunca motherfuckers!

By |2018-09-12T16:56:44+00:00septiembre 12th, 2018|Cultura y Actualidad, Marketing|Comentarios desactivados en Publicistas extraviados

About the Author: